lunes, 13 de marzo de 2017

EL PRECIO DEL ACEITE DE OLIVA Y LA ECUACIÓN QUE NO SE ENTIENDE

Paraguas invertido (foto Espejo)
LA ECUACIÓN QUE NO SE ENTIENDE
Los medios generalistas se hacen eco de la subida del aceite: Algo “raro” pasa cuando se publican noticias sobre el aceite en medios tan prestigiosos pero a la vez tan generalistas como El País, o Expansión  o ABC.
La cuestión viene de precios del producto puesto en los mercados y concretamente por las subidas de precios. Yo, como pequeño, pequeñísimo, productor de aceite de oliva debería estar contento de los precios que está alcanzando el aceite de oliva, pero...
Hay algo que me produce “miedo”. Intento explicarme.
Efectivamente como me dice mi mujer la ecuación parece sencilla “a mayor precio mayores beneficios”. Lo malo del caso es que la ecuación que parecía sencilla es quizá “demasiado sencilla”.
(Fuente MAPAMA)
La tormenta perfecta: Hace unas semanas leía un artículo que me hizo pensar. Se trataba del artículo de J Rafael Cárdenas García y que lo titulaba “¿Se está preparando la tormenta perfecta?” Me gustó porque me hizo pensar y compartir mis impresiones en las redes sociales que manejo (Facebook, Linkedin y Twitter)  
El autor venía a dar una visión de cómo están confluyendo distintas variables para organizar una “crisis” en el sector del aceite de oliva. Concretamente J. Rafael comentaba que en la campaña 2016-17 hay menos aceite del esperado en España, fenómeno que se repite en otros países principales en la producción como Italia (una producción muy mermada) y Portugal con bajadas estimadas del 40 y el 30 % respectivamente. A este hecho se le une otro que confluye en la misma dirección y es que tampoco existen grandes reservas para compensar la disminución de cosecha.
En el otro extremo de la cuerda, es decir, en la demanda, existe una tendencia, aunque moderada, al alza (también hace un poco más tiempo, en las mismas redes sociales que líneas arriba comenté, compartía mi visión en cuanto a que la entrada de “los chinos” en la producción de aceite de oliva se vería contrarrestada con la nueva demanda de ese país)
Demanda: El consumo mundial en los últimos 25 años no para de crecer. Si en 1990 se consumió 1,65 millones de toneladas, y en el 2014 fue de casi 3 millones
Para el agricultor ¿a más precio más beneficio?: Ahí reside el problema. Si a priori, y para esta campaña está asegurado, un buen precio en tienda se transformará en un buen beneficio para el productor. El “miedo” viene en referencia a la “enorme sensibilidad” que tiene el producto al aumento de precio y que además este aumento de precio ahora se está produciendo de forma desmedida.
Comercio exterior (cifras en toneladas) (Fuente MAPAMA)
Hay más. Imagine el lector que es un comercializador que vende gran parte de la producción fuera del país. Hacer un mercado exterior es difícil, pero lo más difícil es fidelizar al cliente. Si a este cliente que le has estado vendiendo el litro de aceite a 3 € ahora llegas y le dices que debes doblarlo… Seguro que el cliente dice que “verdes las han segado” y que se busca otro producto similar o peor pero a mejor precio. No se olvide que las exportaciones que en gran medida se van a resentir más son aquellas que se han realizado en países donde todavía la “cultura del aceite de oliva” no está tan arraigada. Un buen ejemplo puede ser el mercado ruso, pero también sirve de ejemplo otros mercados como el norteamericano, en el cual existe un claro crecimiento anual y en el que se entiende perfectamente que haya que pagar más por el aceite de oliva que por otros aceites, pero que también cuentan con importantes zonas productoras, y creciendo, como California que están haciendo enormes inversiones en plantaciones y almazaras de última generación.
¡Ahora vas y se lo dices a un ruso!: Efectivamente. En un mercado incipiente como es el ruso, cuando ya “se está metiendo la cabeza”, vas y le cuentas que además de que “el aceite de oliva es lo mejor que hay” pague hasta 10 veces más que por el de girasol que compra en la misma tienda

Rusia, Marzo-2017. Girasol y Virgen extra

En resumen: que el precio está subiendo y eso parece bueno pero si se contrae la demanda por estos precios altos ¿qué pasará cuando se tengan cosechas normales que se acompañen con cosechas también normales o superiores a lo normal en el resto de los países productores? Posiblemente bajará el precio y si llega a los 2,4-2,5 €/kg donde más o menos se encuentra el umbral de rentabilidad ¿?

COSECHA 2016-17
En España:
Pero ¿qué está ocurriendo con la producción de la campaña que acaba de finalizar? La cifra española parece que al final se quedará en la presente cosecha 2016-17 rondando los 1.200.000 toneladas de aceite que es un 8-9 % inferior a la media de los últimos años. Además la mayoría de almazaras te cuentan como sus stock están en mínimos históricos y con una cartera de pedidos que sobrepasa a las producciones.
ESPAÑA A LA CABEZA
De números: España es el primer productor mundial con más de 1.216.000 toneladas de aceite (40-45 % de la producción mundial) y alrededor de 500.000 toneladas de aceituna de mesa. Una superficie de casi 2,46 millones de hectáreas; 650.000 cultivadores con el “marchamo” de sostenibilidad ambiental en la actual “política verde” que se dicta desde Bruselas.
Nota: El rendimiento medio del aceite por kilogramo de aceituna está en torno al 19-20 %. Es decir que una producción de 1,2 M de toneladas significan unos 5,5-6,0 M toneladas de aceituna
(Fuente MAPAMA)
Pésimo septiembre: Parte de la culpa de la menor producción española ha sido el “maldito septiembre”, por lo imprevisible, tan caluroso. A los árboles que les pilló ya sin reservas tras un verano “convencional” le llegó un mes de septiembre de semanas enteras batiendo record históricos de temperaturas y sin precipitaciones. Aún así, las lluvias de finales de septiembre han conseguido que la campaña 2016-17 no haya sido tan mala como en otros países vecinos.
Restos de países: La producción mundial en los últimos 5 años está rondando los 3,1 millones de toneladas de aceite, pero en la campaña recién finalizada 2016-17 no se habrán superado los 2,85 millones de toneladas o lo que es lo mismo un 8 % menor que la media del último quinquenio.

LOS PRECIOS
¿Por qué el incremento?: Parte de la culpa la tiene la baja producción y que, según expresaba en líneas anteriores, ha rondado el 8 %. Pero efectivamente, tras la experiencia analizada en otros cultivos, hay razones menos claras que las climáticas, como los movimientos de intermediarios y lobbys en el “mercado global”. Grupos con enormes capacidades de inversión “juegan” a comprar y vender según su conveniencia y altera el mercado normal del aceite de oliva. Existe una especulación por parte de intermediarios que compran y venden aceite según marca el mercado y estos movimientos finalmente son los que más influyen en los precios. Esto es así y es difícil de combatir. ¿Si se hace con el petróleo o con el oro por qué no lo voy a hacer con el aceite?
Precio de equilibrio: Y claro al final el consumidor paga y su consumo se resiente: Y es que el aceite es muy sensible a los cambios de precio debido a que la competencia en las estanterías de la tienda hay mucha competencia. No es fácil para el ama de casa decidirse por una botella de 5 €/L cuando al lado tiene otra de 1 €/L
“Los expertos” fijan en 3-3,5 €/kg el precio de equilibrio para dejar un beneficio al productor a la vez que puede pagarlo aquel consumidor que quiere un aceite de calidad a un precio competitivo.
Nota 1: El precio a finales de febrero en operaciones entre almazaras y mayoristas ha estado en torno a los 3,8 €/kg, concretamente 3,83 para el virgen extra, 3,77 para el virgen y 3,69 para el lampante (fuente Sistema de información de precios en origen del aceite de oliva Poolred de la Fundación para la Promoción y el Desarrollo del Olivar y del Aceite de Oliva
Pero es que en Italia los precios se han colocado a 5,90 €/kg y en Grecia a 3,46 €/kg (fuente Consejo Oleícola Internacional) lo que supone incrementos del 70 % en caso de Italia y del 10 % en el caso griego.
Nota 2: Para los no iniciados se advierte que la relación peso/volumen del aceite de oliva está en 1 kg = 1,09 L

MI OPINIÓN
En fin que mi resumen del artículo es “cuidado y terror”.
Precios 6 marzo 2017 en supermercado DIA
Cuidado: con los precios, con el mercado y con “los piratas”. Es necesario que la Administración fije unas líneas bien claras de clasificación de los aceites, que ya lo ha hecho, y que se vigile la trazabilidad de las aceitunas y los aceites incrementando los controles sanitarios y comercializadores. Vigilar las prácticas de etiquetado errado donde figuran aceites como producidos en un país pero no es así, o grupos de “delincuentes” que venden “extra virgen” a aceites que están muy lejos de serlo.
Hay muchos mercados muy exigentes y si bien al aceite de oliva europeo siempre se le ha reconocido un marchamo de calidad por ser considerado “el origen del aceite de oliva” ahora se debe demostrar que estamos por encima del mercado mundial.
Terror: porque de verdad me preocupa el tema de la Xylella Fastidiosa que parece que se mueve impunemente ya por tierras europeas (aquí dejo un enlace que es el que más me gusta sobre el seguimiento de la plaga), pero también porque se “reviente a la gallina” para intentar obtener beneficios de años como el actual sin pensar en el futuro y se inicien, ya se iniciaron hace años, plantaciones desmesuradas de olivos en superintensivo e intensivo que descontrole la oferta.

Fuentes:

Asociación Nacional de Industriales Envasadores y Refinadores de Aceites Comestibles
Consejo Oleícola Internacional


Estragos de la Xylella Fastidiosa en la región de Salento (IT)


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada